Tipos de lentes de contacto

Tipos de lentes de contacto

¿Lentes de contactoQué tipos de lentes de contacto hay?

Existen dos tipos principales de lentes de contacto: las blandas y las rígidas.

Lentes de contacto blandas:

En general son las más usadas por su comodidad y por la gran variedad de parámetros disponibles que permiten neutralizar la mayoría de los defectos refractivos.

Lentes de contacto desechables de uso diario: desechables después del día. No deben usarse de forma prolongada ni reutilizarlas.

Lentes reutilizables: las mismas lentes durante varios días, pueden ser de reemplazo semanal, quincenal o mensual. Requieren un mantenimiento y se deben respetar los tiempos de utilización y reemplazo.

Lentes de uso prolongado: pueden usarse durante varios días incluyendo las noches. No se debe alargar más que el tiempo estrictamente recomendado por  riesgo de infección y se debe realizar su limpieza y desinfección según el método establecido en cada caso. A menudo no se recomiendan por el riesgo de infección corneal que existe al ser usadas incluso durante la noche.

Lentes de contacto rígidas:

Las lentes rígidas más usadas hoy día son las lentes de gas permeables. Las lentes rígidas mantienen su forma al mismo tiempo que dejan que el oxígeno pase a través de ellas hasta la córnea. Este tipo de lentes de contacto son la mejor opción para ojos con un grado marcado de astigmatismo ya que las lentes blandas no ofrecerán suficiente definición a la visión en estos casos. También son una muy buena opción cuando la persona sufre de algún tipo de alergia. Son lentes más pequeñas y consistentes que las blandas. Su mantenimiento es algo más complejo. Este tipo de lente de contacto puede durar de los seis meses a los dos años, siempre que la prescripción óptica no cambie. Necesitan de un tiempo de adaptación al ojo e inicialmente son menos cómodas que las blandas.

Lentes de contacto cosméticas:

Cambian la imagen del ojo. Pueden ser lentes de colores, para cambiar el color del iris o lentes de fantasía para  crear una imagen diferente del ojo. Hay que tener en cuenta que las que se venden sin receta, son ilegales y suponen un riesgo para la salud ocular.

Lentes de contacto tóricas:

Se adaptan para la corrección del astigmatismo.

Lentes de contacto bifocales o multifocales:

Disponibles en blandas o rígidas. Pueden corregir la miopía, la hipermetropía y el astigmatismo en combinación con la presbicia. Puede que la calidad visual no sea mejor que con las lentes monofocales, pero a usuarios con presbicia les evita el uso de una gafa adicional para la visión próxima.